Saltar al contenido

LA VERDADERA HISTORIA DE LA RAZA DE LOS VAMPIROS CAPITULO 9

Oh siglo XIX y siglo XX, cuantos cambios, cuantos avances tecnológicos y
científicos en tan poco tiempo. De conocer algo, a divagar en un futuro incierto.
Siglos de pandemias colosales, millones y millones no pasarían la prueba de la
guerra invisible. Los virus respiratorios salidos no se sabe de dónde, pasarían su
guadaña hasta los confines más inhóspitos de la tierra, las personas,
desplazándose en barcos y luego en aviones contagiarían a cientos de miles de
una asentada. Luego, provocarían tras la mortandad unos cambios en las formas
de vida muchos mas profundos de lo que parecería a corto plazo. Nadie seria ya
el mismo después de ver, como a nuestro alrededor iban contagiándose y
enfermando y muchos muriéndose a causa de un virus respiratorio. Vuestros
servicios médicos colapsaron, muchos profesionales se jugaron la vida y muchos
la perdieron intentado salvárselas a sus conciudadanos. Las mascarillas y el
aislamiento lograron marcar muchas mentes y tardará un tiempo en aceptarlo.

En los mismos laboratorios donde experimentaron, crearon las vacunas que
inocularon, sin tener muy claro los posibles efectos secundarios, con todo y ante
el riesgo de colapso mundial las vacunas contra los virus respiratorios lograron
parar la guerra invisible, el riesgo de pandemia mundiales empezaron a ser
evaluados en todos los territorios.
Nuestro Clan no daba crédito, el inicio de la Primera Gran Guerra no nos cogió de
improvisto, como consejeros en los distintos Altos Mandos del Ejército o como
susurradores en las sombras de los distintos presidentes o Dictadores del
planeta, una guerra a nivel mundial fue un festín, pero cuando al poco tiempo
llego la Segunda Gran Guerra ya casi no nos lo creíamos. ¿Cuántos recursos,
cuantos medios, cuanta destrucción, cuanta mortandad ¿. Las dos Guerras
cambiaron totalmente el mundo, pues lo dividió. De nuevo, como al principio del
principio, cuando el exterminio del Australopitecos, unas Casas quisieron
exterminar a otras y esta vez si se probó como hacerlo. Nosotros, miembros de
nuestro Clan, ayudó a la fabricación de lo que sería finalmente el arma
exterminadora perfecta. Cuando la amenaza nuclear se repartió por el mundo,
solo las que la tuvieron tendrían el botón del poder exterminador, el mundo se
equilibró, pues el miedo al exterminio se consideró real, y entonces muchos
esfuerzos tecnológicos se centrarían en evitar la bomba atómica. Nuestro Clan no
quería esta arma, pues los muertos por radioactividad no nos servían.
Las grandes guerras, las pandemias, el llamado cambio climático, que nosotros
los inmortales, nosotros la Casa que se rebeló contra el Gran Poder, sabíamos que
eran acontecimientos cíclicos, pues la tierra, también marca sus tiempos, pero la
Casa de Adán no lo comprendió, cuando robaron el conocimiento, no midieron
sus consecuencias, cuanto más rápido el saber de las cosas va creciendo, más
rápido creara un caos, pues como una mancha de aceite, que empieza siendo
pequeña, pero que se va expandiendo poco a poco sin control y se hace inmensa,
pues así pasará con el conocimiento que vuestros Jefes de Casa cogieron sin
permiso, algo que no controlaran pues nunca habéis estado preparado para ello.
A medida que avanzabais y fuisteis descubriendo mas conocimientos, estos
mismos querían mas y ya como no sabréis controlarlos os darán la última lección
y es que con el fuego no se juega. Pues llegará un tiempo que la tecnología
tomará decisiones por vosotros y cuando lleguen los disturbios sociales de nuevo
queriendo desplazar al poder establecido, cuando los desastres climáticos
destruyan y obliguen a los grandes desplazamientos, cuando los que no tienen
nada y nada tienen que perder, ni siquiera sus vidas, intenten aferrars e a los
territorios mas ricos, cuando las amenazas nucleares en las guerras sean una
realidad, entonces las tecnologías creyéndose con la autoridad de tomar
decisiones en nombre de la raza humana, las tomaran, entonces el mundo volverá
a tener que elegir y créanme señores, la Casa de Adán no ha sido muy acertada a
lo largo del tiempo en la toma de decisiones correctas…………
Bueno, amigos y amigas, oigo en el silencio de la noche acercarse un helicóptero
militar que seguro viene a recogerme, los tambores de guerra en los territorios
del este llaman mi atención, requieren de mis servicios, ya les digo yo, que este
conflicto va a traer cola. Están todos invitados esta noche, ya he echado cuentas
con los García, encantado haberles contado algunas historias de mi Clan, espero
volverles a ver en un futuro incierto.
—Ahí va el personaje,–Toni levantó su vaso de bourbon,–andar esbelto y rápido,
adentrándose en la noche del desierto, en busca de una nueva misión, menuda
historia y menuda vida y nosotros aquí, pudriéndonos en esta maldita carretera.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *